lunes, 27 de agosto de 2018

Ningún aficionado al blues debería ignorar esta colección








 Se trata de tres cajas de 4 CDs y una doble, que ahora parece que sólo se encuentran de segunda mano o recurriendo al mercado estadounidense vía internet.
Son grabaciones con un valor musical e histórico increíble, realizadas por músicos de "Jump Blues" (una forma de blues para montar la gran fiesta bailando) en una mayoría totalmente desconocidos, ya que se trata de artistas que grabaron para sellos independientes muy pequeños, en ocasiones un único single, y que pudo, incluso, no ser distribuido fuera de los límites del condado base de la discográfica. Así pues, la labor de investigación realizada por los implicados en el proyecto (básicamente el experto en blues Neil Slaven y el sello londinense JSP), para poner a nuestra disposición estas joyas a un precio asequible, es algo que me asombra. Pero que no cunda el pánico, también hay la suficiente dosis de grandes nombres: Lightnin' Slim, Papa Lightfoot, Frankie Lee Sims, Lil'son Jackson...e incluso el omnipresente John Lee Hooker!
El sonido, pese a estar remasterizado, no es una maravilla. Se trata de grabaciones realizadas para su rápido consumo en las máquinas de singles de la época, rodeados de abundante comida y alcohol, nadie pensaba en el audiófilo del Siglo XXI.
El resultado musical? Si eres de esos que (en mi opinión) tienes la desgracia de haber endiosado la técnica, de no comprender que se puede hacer música sin leer música, si no captas el sentimiento que hay tras un patrón rítmico heterodoxo, si crees que -por definición, porque es La Verdad- Chopin es superior a Charley Patton, entonces ya ni sé cómo has llegado hasta aquí. Si eres como yo, que con 12 compases y 3 (o dos, o uno) acordes eres feliz, pues te recomiendo encarecidamente que escuches esto en "streaming" -la cosa no está como para comprarse 14 CDs del tirón- y luego decidas.
Si consigues hacerte con una versión física, las notas -si bien breves- son muy interesantes; y aparece (hasta donde se puede) información de los músicos intervinientes en la sesión, fecha y lugar de grabación.
En resumen, que por lo que te costarían un par de entradas para ver un show milimetrado y calcado de alguna de las "celebs" del momento, tienes 18 horas del mejor blues de finales de los 1940 y principios de los 50. Y con comentarios impagables de grandes como CeDell Davis o Honeyboy Edwards.

jueves, 23 de agosto de 2018

Reseña Discográfica: Dee Dee's Feathers






Dee Dee Bridgewater, para mi la reina del jazz vocal actual, con la New Orleans Jazz Orchestra de Irvin Mayfield, formada por 18 miembros, dando repaso a más de un siglo de música de la mítica ciudad atravesada por el Mississippi.

En el 10º Aniversario del Katrina, grabado en una antigua iglesia reconvertida en estudio musical, este disco del 2015 ya ha entrado por derecho propio y por la puerta grande en la historia del mejor Jazz. Y por si fuera poco, cuenta con las colaboraciones del "Dr. John" y de Bill Summers, dos leyendas de la ciudad.

Abre a ritmo de marcha con "one fine thing" de Harry Connick jr. (otra leyenda local), donde la banda suena con aires de improvisación colectiva y, como en todo el disco, vocalista y trompetista deslumbran. Dee Dee se atreve con el primer scat del álbum.

La versión de "what a wonderful world" es larga, sofisticada e increíblemente bonita. "Big Chief" es un temazo que nos remite a los aires funk pantanosos más setenteros de la ciudad. Con el clásico eterno "St. James Infirmary" el conjunto se marca un blues que viaja hasta los orígenes

Dee Dee's Feather's, uno de los 3 originales que aporta el trompetista, es una orgía rítmica.

El cásico "New Orleans" de Hoagy Carmichael es desgranado con una tremenda elegancia por Ms. Bridgewater en su primera parte, para que a continuación ella e Irvin Mayfield se enzarcen en dos solos simultsneos, casi imposibles de distinguir, una orgía de scat y trompeta, respaldados por una banda al límite. De lo mejor del disco

"Theme Song/Do watcha wanna" es una continuación de la fiesta, un ritmo trepidante, improvisación colectiva, llamada y respuesta en las voces. Clásico y moderno a la vez.

El "Come Sunday" ellingtoniano es un remanso de paz en un disco al que le venía haciendo falta. Soberbio.  Mayfield/bridgewater y la leyenda Bill Summers son los autores de "Congo Square", un tema basado exclusivamente en la percusión. "C'est ici que je t'aime" es una preciosa balada, y el tercer tema que aporta Mr. Mayfield.

"Do you know what it means" mantiene el tempo relajado antes del potente final que supone "Whoopin' Blues".

En resumen un disco excelso, de 11 sobre 10, y siendo lo primero que escribo tras la muerte de Aretha Franklin, un emocionado recuerdo a la indiscutible Reina del Soul, y un varapalo impresionante a los periodistas que no se enteran, no se quieren enterar, que la música afroamericana está viviendo una segunda edad de oro. No mediática, pero sí en calidad, y sino escuchen este disco, a Cassandra Wilson, a Lizz Wright, a Dianne Reeves, a Meshell Ndegeocello, a mi adorado Joshua Redman, a Steve Coleman, a Mulgrew Miller, a, a, a, …

miércoles, 11 de julio de 2018

Reseñas discográficas: dos de las múltiples caras de Joshua Redman







Siempre coherente y reconocible, siempre evolucionando y cambiando, la carrera de Joshua Redman está repleta de giros y contragiros, dentro de una unidad estilística envidiable. Veinte años separan estos dos LPs, y si uno los aísla, como un entomólogo muestreando, concluirá que el saxofonista se ha vuelto muy fiero con la edad. Claro que si ya toma en consideración su delicioso disco con el pianista Brad Mehldau, muy cercano en el tiempo a "Trios", descubrirá que no, que hace lo que le apetece, que alterna la calma, la tempestad, el Groove, las orquestaciones...

Era muy joven (25 años) cuando grabó "Moodswing", pero tenía las ideas muy claras. En la doble carpeta interior declaraba que el jazz SUFRÍA en los '90 (y su apunte es aún más valido hoy en día). Pero no sufría de falta de creatividad (el horrendo marsalismo había quedado atrás; eso lo digo yo, no Joshua) sino de la mistificación popular. El jazz era (y sigue siendo) visto por el gran público como una música cerebral, para analizar, no para disfrutar. Y eso les crea rechazo, porque creen que no se puede sentir. Redman, en su declaración de principios, lanza un gran alegato en sentido contrario, en el sentido de que el jazz te mueve por fuera y por dentro. Y se pregunta, para mí sin respuesta, qué hacer para que esa percepción popular cambie. Yo digo que nada, que limitarse a grabar discos como Moodswing, y rezar.

+¿Qué contiene este álbum? Pues encontramos un jazz que swinguea pero que bajo ningún concepto es swing, que ya ha atravesado las fértiles tierras del post-bop y se encuentra en plena contemporaneidad. Encontramos a un saxofonista dulce pero robusto, redondo pero punzante. Original, con voz propia. Y una sección rítmica, que completa el "Joshua Redman Quartet", por entonces un grupo de amigos que recién empezaba sus carreras, y que hoy en día vale millones:

Brad Mehldau, piano
Christian McBride, Bajo
Brian Blade, Batería

Con estos mimbres se hacen cestos que conviene conservar en vinilo y también en CD, por si acaso...

En la doble carpeta de "Trios Live", con 45 años, ya menos soñador, se limita a dar las gracias a todos los que acuden, día tras día y noche tras noche, a escuchar y ver jazz en directo. Ha renunciado a intentar ganarse a ese público mayoritario para el que el Jazz es "demasiado cerebral". Eso sí, en su agradecimiento incluye al sector crítico, reluctante y escéptico. Posiblemente más "die-hard fans" que nadie, añado yo.

En este disco se muestra mayoritariamente bruto y salvaje, como todo buen disco de saxofón a trio debe ser. Así lo dejó escrito con sangre en 1957 en el Village Vanguard Sonny Rollins.
Abre suavemente con Mack the Knife, a la que hacia el final deja zarrapastrosa, y ésta es la tónica: introducirnos suavemente el tema, para conjurar todos los demonios en su cierre. Además del citado Mack the Knife, incluye tres originales, una versión de Livingston/Evans, un Monk, y cierra con The Ocean de Led Zeppelin. Un disco para amantes de las sensaciones fuertes. Desde luego no es free, no es Avant-garde, pero está cargado de energía.

Y con esto dejo tranquilo a Mr. Redman hasta que me llegue por correo su más reciente edición discográfica.

lunes, 9 de julio de 2018

Reseña discográfica: JOSHUA REDMAN "Walking Shadows"

Disfrutable durante años




Tantos años como que compré este disco en el 2013, y hoy, julio del 2018, dándole otra "vueltecita", me he decidido a escribir la reseña. Desde que le descubrí con "Freedom in the Groove" he pensado que Redman es el gran saxofonista de su generación. Junto, por supuesto, a Steve Coleman, absolutamente diferentes ambos.
Se trata de un músico a la vez clásico y arriesgado, sobre todo considerando su obra posterior (sus tríos, su dúo con Mehldau, su disco con Bad Plus), y que, por una vez, no bebe de Coltrane, sino de una fuente mucho más antigua: el Lester Young tardío. Y Ornette.
Aquí una vez más juega con nosotros, y graba un álbum con dos caras diferenciadas. La orquestal y el cuarteto. (Dos caras que no son tales, los temas están mezclados) La orquestal está a la altura de un "Ben Webster with Strings", y con eso lo he dicho todo. Los arreglos son fastuosos. La cara del cuarteto me resulta más previsible, quizás porque el pianista es el gran Brad Mehldau, que siempre me resulta un poco demasiado "discreto". Tengo infinidad de discos en los que aparece, le he visto con Metheny y con Scofield, me encanta, pero a veces le falta esa "chispa" que cualquier -mucho más discreto- pianista de hard-bop poseía.
Destacaría la versión de "let it be", porque el 95% de las veces en que alguien se acerca al cancionero beatle es para destrozarlo, y este "cover" brilla.
Un disco que cautiva, pero no me hagáis caso, yo con Redman no soy objetivo.

domingo, 1 de julio de 2018

XIV Festival de Jazz de Vigo: 30/6, Kenny Garrett

LUCES Y SOMBRAS

Una primera hora de concierto increíble, exuberante, de lo mejor que yo haya visto sobre un escenario (Scofield, Shorter, Steve Coleman, MM&W, Ravi/Garrison/deJohnette, Metheny-Mehldau…), por parte de un hombre que tras 30 años de carrera ya no tiene nada que demostrar, que ha creado un lenguaje propio, hímnico, deudor de nadie, arropado por una rítmica de ensueño (piano, contrabajo, batería, percusión). Mención especial para el batería, con quien se enzarzó en varios duetos y al cual llegó a agotar, entre risas, en uno de ellos, quedándose Garrett solo improvisando durante un par de minutos. Salvo un tema a medio tempo (el segundo) todos fueron rápidos, dejándonos sin respiración, sin parpadear, con las orejas colorás. Esa primera hora la recordaré siempre como una de mis mejores experiencias jazzísticas.

Pero tras uno de esos temas latinos que le son tan queridos, llegó la debacle, la verbena de barrio, la fiesta de fin de curso: 20 laaaaargos minutos en los que puso al público a dar palmas, bailar y corear. Como cierre de 3 minutos hubiera sido un lujo de fiesta; como coñazo de 20 en que incluso el pianista sacó a una espontánea a bailar, una hecatombe.

No sé si es su costumbre o fue un "extra", pero en cualquier caso debería hacérselo mirar.

Luces por una primera hora en que tanto el saxofonista como su banda (otra mención especial al original pianista) se entregaron al máximo y nos regalaron a los vigueses una experiencia jazzística de primera.
Sombras por la verbena.


sábado, 30 de junio de 2018

XIV Festival de Jazz de Vigo (29/6 - 04/7, 2018)




Un festival errático como pocos, en una ciudad con casi nula tradición jazzística, que ya ha dado desde sus inicios al menos 4 bandazos en cuanto a enfoque, tantos como directores artísticos ha tenido. Esperemos que éste sea el último y definitivo prisma, porque se parece al primero, y, sinceramente, me gusta mucho. El cambio de denominación, de "Imaxinasons" (imagina sonidos, bella palabra) a simplemente Festival de Jazz de Vigo, aunque pueda ofender a los galeguistas, es toda una declaración de intenciones, un intento de universalizar su nombre en uno de los idiomas más hablados del mundo.

El enfoque de este año, que, repito, bajo la dirección de Yago Vázquez y Felipe Villar, es muy similar al original de Baldo Martínez, consiste en realizar, dentro de las limitaciones presupuestarias, una propuesta que dé una importante voz a músicos de los más variados ámbitos geográficos. Las escenas viguesa y galega están muy bien representadas, también el colectivo estatal, el continente europeo, y dando un salto transoceánico, la siempre floreciente New York, ciudad donde reside el co-director del certamen, Yago Vázquez.

Como máxima estrella y "tirón" del festival tenemos a Kenny Garrett, músico que no necesita presentación y que toca hoy.

Ahora paso a comentaros lo que dio de sí el concierto inaugural.



SOWETO KINCH TRIO




Un saxofonista alto, un londinense nacido en 1978, que se mueve a caballo de las escenas jazzística y hip-hop, y que ha recibido numerosos premios de la BBC, del festival de jazz de Montreux, y una nominación al premio Mercury. Viene en formato trío (saxo, voces, efectos y programación; contrabajo; batería) y es un desconocido para la gran mayoría. Ésta es su carta de presentación.

Antes de comenzar nos dice que todos los temas que va a interpretar provienen de su reciente álbum, el novísimo "Nonagram" (ya lo tenéis disponible en Spotify), y se arranca con una figura oriental y un solo muy coltraneanos que a mí me dejan helado. Me he pasado toda la tarde escuchando a Trane en espera de que me llegue el álbum perdido, su ya mítico (aunque se editó ayer) "Both directions at once" para...¿encontrarme con un sosías?

Emplea efectos y programaciones: ecos, delays, sonidos multicapa, pregrabaciones, reverb… que por supuesto le distinguen de la figura de su innegable maestro, pero el lenguaje, trasladado al alto, es un cliché de John William C. La rítmica sí que se distingue claramente de la del cuarteto de J.C., con unos ritmos más cercanos al Hip-Hop o incluso al M-Base.

Pero hacia la mitad del concierto las cosas empiezan a cambiar a mejor, a mucho mejor. Nos saca su lado más urbano y freestyle y, con la colaboración del publico, a quienes nos enseña unos sencillos estribillos y nos pide otras colaboraciones, se marca dos temas entre el rap y el spoken word que refrescan tremendamente el ambiente y resultan muy divertidos.

Cuando vuelve a coger el alto parece otro, liberado de la pesada impronta de Coltrane, nos muestra un lado más amable, melódico, lírico y, si se quiere, "cantábile".

En resumen, un concierto dividido en dos partes, la primera marcada por la huella del saxofonista más influyente de la historia del jazz, la segunda más personal. Buen uso de programaciones y efectos, rítmica actual, y buen manejo del lenguaje callejero. Al final, el no completo aforo arrancó un bis. Creo que todos nos fuimos para casa (o para el siguiente concierto el que aún tuviera marcha) con una sonrisa en los labios.

sábado, 23 de junio de 2018

Se merecen un nuevo "Quijote"

Así como Cervantes escribió su obra para acabar de una vez por todas con los libros de "caballerías", alguien tiene que escribir el libro satírico definitivo que acabe con los libros de "autoayuda". 

Intento cambiar "por dentro", ser más positivo, menos miedoso: y me trago libros de autoayuda y videos de youtube, uno tras otro; y sólo consigo sentirme inferior a ellos, tan realizados, tan limpios, tan sabios, tan positivos...Al final me doy cuenta de que, a mis 51 años, ya no voy a cambiar, y mis negatividades y miedos me acompañarán siempre, ya es tarde...Lo siento, libros de "autoayuda", pero no valéis una mierda, sólo me hacéis sentir inferior por no ser tan perfecto como vosotros parecéis ser

Y eso me parece toda la puta mierda reciclada del jipismo de los '60 y de la "New Age" de los '90, que ahora nos vuelve a asolar en forma de "coaching", "inteligencia emocional", "PNL", "nuevo paradigma", y su puta madre. Cada 30 años la maldición, en forma diferente pero la misma maldición 
¿Sabéis una cosa? A mis 51 años soy cómo soy y NO VOY A CAMBIAR, con mis negatividades y toda la puta ostia.

Lo siento, mundo, pero a mí no me vale el puto rollo "espiritual" de AA y su "sólo por hoy". . Y me rindo, y pienso que así no merece la pena vivir, no con una mente tan negativa y miedosa como la mía, y tan tendente a alcoholizarse, que no, insisto, ya no va a cambiar... 

Y me refugio en Sarah Vaughan, y a tomar por culo.



LA PRÓXIMA NOCHE EN KANSAS
Dejas que la lluvia te acaricie con ternura el rostro. Una lluvia añorada en este invierno que ha parecido un verano errado. La tormenta ha llegado así, de repente, como si fuera una de las galernas de tu añorado Cantábrico. Una gorda nube negra ha salido de la nada y ha cogido a todo el mundo desprevenido. En el reproductor de MP3 suena, profética, la versión de Come rain or come shine de Sarah Vaughan. Sarah, Sassy, el vibrato más sensual del Jazz. Tienes que recorrer 12 manzanas y vas con una camiseta, al salir de casa estaba despejado. Nadie te va a librar de una mojadura histórica, aunque la verdad lo agradeces, no es muy normal en este norte Atlántico ver gente en la playa en Febrero. Te centras en ensoñaciones con Sarah  para huir de una camiseta que ya parece un cenagal. Ella Fitzgerald es tu cantante favorita, Lady Day te emociona como nadie, pero de Sarah...de Sarah estás enamorado. Tienes en tu ordenador una carpeta preñada de fotos de ella. Y una de fondo de escritorio.
Sueñas con que un día conoces a La Divina. Estamos en 1950, ella tiene 26 años, tú unos pocos más. Al acabar el concierto te acercas al camerino con una carretada de singles para que te los firme. Hay un guardia de seguridad gigantesco que te dice que por esa puerta no pasa nadie. Más admiradores quieren entrar, y la trifulca que se monta es de las que marcan época. Al oír el estruendo exterior la criatura más bella que ha pisado el planeta entreabre la puerta, con cara de susto. Tú abres tu maleta para que vea el cargamento de singles que has traído para que te los firme. Mágicamente, ella dice "deja pasar sólo a este". Tocas el cielo con las manos. Entras y ves a una Sassy agotada pero feliz. Descalza, lo que para ti añade más proximidad al encuentro. Al principio es el típico ritual de "yo te paso un disco y tú lo firmas", pero pronto le preguntas si es una pesadez atender a los fans. "si son como tú, no". Ya no tocas el cielo, vives en él. Pronto empieza una distendida conversación en la que ella te confiesa que lo duro no es soportar a los fans, lo verdaderamente duro es el viajar de ciudad en ciudad, que lo que le gusta es cuando puede hacer estancias de dos o tres semanas en un club, donde puede incluso acabar haciendo buenos amigos. Te dice que contigo se siente como con uno de esos amigos, como si te conociera de hace mucho tiempo. El cielo ya queda por debajo de tí. En esas entra el guardia de seguridad y te dice que es hora de marchar. Un frío polar recorre tu espalda hasta que Sarah contesta : "se quedará hasta que yo quiera". Y coloca cómodamente sus pies descalzos sobre tus rodillas. Está claro que algo está pasando, y más claro aún cuando la conversación se hace totalmente libre y charláis sobre lo divino y lo humano. Sin que os deis cuenta, han dado las 7 de la mañana. Me dice "Horace, lo siento por mí y por ti, pero debo dormir si quiero estar en condiciones mañana en Kansas". Le digo que perfecto, que ya me ha dedicado demasiado tiempo. "Y me dice "El tiempo me lo he dedicado a mí, hacía años que no estaba tan a gusto con alguien". Y lo que iba a ser un beso en la mejilla se convierte en un dulcísimo beso en los labios. Ya no hay más que decir, coges tu maleta de singles firmados, os dais un gigantesco abrazo, y te vas. El guardia de seguridad no dice nada.
Suena Street of dreams y te das cuenta de que las 12 manzanas han quedado atrás, has llegado a destino. Apagas el reproductor y te preparas para enfrentarte a la burocracia. Tras la preceptiva cola, el primer funcionario que te atiende es tan altivo y desagradable que, después de una noche pasada con Sassy, no tienes porque aguantarlo, así que te vuelves a colocar los casquitos del MP3 y te das la vuelta con tu camiseta chorreante. ¡Ha salido el sol, la tormenta ha pasado! Buscas en el reproductor The man I love y te vas tan feliz pensando en la próxima noche en Kansas...

viernes, 22 de junio de 2018

Me han robado la primavera (microrelato)

Hoy me he levantado (demasiado tarde, como siempre), y el termómetro de mi habitación marcaba 24ºC. Hace apenas 15 días, a la misma hora, marcaba 12. No sé si "me" la han robado, "nos" la han robado, o estoy en una pesadilla. Tampoco sé si estoy en uno de mis relatos lovecraftianos, o de vuelta en el psiquiátrico.

Pero todo parece demasiado real: la textura del gore-tex y del edredón hace un par de semanas, el gorro, las manos en los bolsillos, la oscuridad de las nubes, el frío casi invernal...¿Puede ser una pesadilla de esta última noche?. No, esta noche he tenido pesadillas pero con otra cosa, con el trabajo del que me echaron. Vale, estoy loco, como un cencerro, pero creo que aún distingo pesadilla de realidad.

Hoy he dormido desnudo sobre la sábana bajera, desnudo estoy ahora, en la sala, tecleando en el portátil apoyado sobre la pierna derecha. El móvil marca 28ºC, 31 de máxima da el pronóstico. "No, si es normal" dicen, "estamos en verano". Bueno, técnicamente ya sí, desde ayer, entonces ¿Porqué esta sensación de irrealidad en los rostros? ¿Porqué se habla más del calor que del Mundial? No me jodas, normal no es!!!!

Mi compañero de habitación tarda en ducharse, el termómetro de la habitación marca 24ºC, ya nos llaman para desayunar, no sé si hace 15 días estaba en libertad mojándome el rostro o llevo aquí encerrado todo el año, maldito trastorno mental...

viernes, 1 de junio de 2018

martes, 15 de mayo de 2018

lunes, 7 de mayo de 2018

sábado, 5 de mayo de 2018

jueves, 14 de diciembre de 2017

miércoles, 29 de noviembre de 2017

Si os interesa la música

en "Mario en la Utopía" he publicado una breve reseña sobre Van Morrison

lunes, 21 de agosto de 2017

(VII) Montero, más malo que sí mismo



No sé si había algo bueno en Montero, nunca lo vi. Decía que no llevaba tatuajes porque nunca había visto uno terrorífico de verdad y no quería parecer una maricona heavy de mierda. El blanco de sus ojos estaba usualmente rojo, como sus encías. Decir que al resto del cuarteto nos daba miedo sería excesivo, pero no era la compañía más buscada.

Su teoría sobre las mujeres y el alcohol merece al menos ser reseñada. Se definía como "virgen ocasional" y "borracho accidental". Todo dependía del calor.

Cuando la temperatura no superaba los 35ºC era malo, pendenciero, se peleaba con su sombra, insultaba a las mujeres casadas, era mal jugador y peor perdedor...

Pero cuando estábamos a más de 35, bebía. Cerveza fría al principio, bourbon con limón después...cantidades terribles de bourbon con limón, que a pleno día, con aquel solazo, sin sombrero, y petardo de maría tras otro, te hacían desear que un spitfire volara entre tus cejas.

Aquellas temperaturas siempre nos pillaban en moteluchos de pueblos desérticos, dos bares donde la atracción era Montero y su 38. Nadie iba a llamar a la policía salvo que hubiera muertos, y mientras el chicano -milagrosamente- conservara un pellizco de sobriedad, no los habría.

El ejercicio favorito del spitfire eramos siempre los otros 3, no estábamos libres de rasguños, pero él se divertía más entrando a un bar, colocando el 38 a la altura del gaznate de un novato, y obligandole a engullir una jarra de ginebra para luego darle una paliza al billar.

Luego la emprendía a disparos con cualquier cosa que se moviera, estuviera quieta, o mostrara signos minerales. Aquello nos excitaba y lo usual era que la fiesta acabara sin heridos pero con decenas de agujeros.

No habría policía, éramos un cuarteto demasiado temible.

Lo que solía ocurrir aquellas noches en la única casa de putas del lugarejo lo contaré el día que Montero nos jure que aquella había sido su última "borrachera accidental", cosa del puto calor.

jueves, 11 de mayo de 2017

(VI) Luther, el mulato




Luther era alcohólico, lo cual lo situaba sólo un paso por delante de nosotros, que desayunábamos café en vez de Bloody Mary. El resto del día era igual, sólo que Luther cerraba todas las fiestas bebiendo solo. Un tipo desconfiado el tal Luther, mucho mayor que todos nosotros (rondaría la cincuentena), y al que por ciertos detalles se adivinaba culto e instruido. A la hora de ir al cine iba él solo, porque la única vez que nos arrastró a una "obra maestra" de un tal wenders yo batí el record con 35 soporiferos minutos. En la ranchera era igual, pero cada tres días nos tocaba recibir la iluminación (1/2 hora, no más) de una cosa que el llamaba "el antes y después de la música", noción que yo, pecador, siempre había asociado a Led Zeppelin y que por lo visto ostentaban unos tales"Sonic Youth" que en su planeta debían ser la repolla, pero aquí en la tierra ni para teloneros. Originales eran, eso sí, los pedos de mi perro también.

Luther desconfiaba de todo el mundo, lo cual es una postura lógica llegada la cincuentena. De cada 30 tías que se follaba a una le daba el móvil, y le daba EL SEGUNDO movil. El primero estaba para los negocios.

De todos modos, si había algo por lo que de verdad hubiera matado Luther no eran los chochos, ni los vinilos de los Youth, ni Wemders, sino por sus 817 copias de "La montaña Mägica" de Thomas Mann: del finés al mogol, cualquier versión era bien agradecida en casa. Hay coleccionistas para todo. Para Blues, por ejemplo.


domingo, 30 de abril de 2017

(V) Anders





De Anders os había dicho que tenía una cara que olvidarías nada más verla. Su afición no: era un rockero de pies a cabeza pero para él no existía más grupo que "George Thorogood and the Destroyers". Exhibía con orgullo sus 317 entradas de concierto -en su mayoría firmadas-, y el interior de la cabina de su ranchera, estaba abarrotada de fotos y posters, también firmados, de George y él.

Aprovechando que daban un concierto en un teatrillo cercano, Anders nos arrastró y debo decir que fue una juergaza fenomenal, George se alegró sinceramente de ver por allí a Sanders y fuimos sus unvitados VIP. Resultó que Sanders era una celebridad entre las groupies de George y por el catre del llorica debieron pasar 7, de lo cual me alegré sinceramente.

Me gusta el rock´n´roll, es la musica de las barras y estrellas, pero más me gusta la "El dorado" con Bourbon. Y las peleas. Aquella noche hubo de todo. Perdí un diente pero el gilipollas que se las buscó conmigo acabó en ambulancia. Y con el riff de "Bad to the Bone" grabado a fuego, Anders y yo nos subimos a follar, que nada abre más el apetito que una buena pelea.

*(Y por cierto, gracias a los que os habéis mantenido fieles este mes que me ha fallado la salud, se agradece de verdad)


lunes, 27 de marzo de 2017

(IV) EL porqué







Selma nos explicó por fin la razón que le había llevado a elegirnos a los 4. La principal es que éramos texanos (su zona de movimientos) no fichados en Las Vegas (el gran objetivo que hizo subir el volumen de nuestra entrepierna aún más que la minifalda de Selma). Pero había otra razón, más decisiva: necesitaba individuos de piel virgen, y por la causa que fuera ninguno de nosotros se había hecho nunca un maldito tatuaje. Yo pasé una infancia enfermiza plagada de agujas y me juré no acercarme jamás a uno de esos instrumentos de tortura. Los demás, me daba igual que tuvieran miedo al SIDA o fueran testigos de jehova, el caso es que al otro lado de una piscina olímpica abarrotada nos aguardaban 4 millones de dolares por nuestras pieles bonitas.

martes, 21 de marzo de 2017

(III) La conversación








Selma les dio un par de días de asueto para que descubrieran la nada en la que estaba enclavada el hotelazo, así que Selwyn, un tipo rubio fuerte y alto (el primero que conocisteis, y que con vuestro permiso seguiré contando la historia), Montero, un chicano con más cara de malo que el mismisimo infierno, Anders, un tipo al que no recordarías aunque le vieras con la lengua metida en el coño de tu puta, y Luther, un mulato con mirada de "ya me he quedado contigo", deambulamos sin rumbo. Anders me invitó a un café, lo cual tras las propasadas de alcohol y droga sonaba fenomenal

¿A cuantas tías te has tirado? me preguntó de sopetón Anders.
Quééeee?
Que a cuantas tías te has tirado?
Pero, que eres,un católico practicante o una mierda de esas?
Tú contéstame.
Supongo que no incluyes las putas.
Pues sí
Mira, Anders, NADIE incluye las putas, las putas no son mujeres.
Pues con putas y todo
Joder, tio, eres más pesado que un armadillo gigante. Veamos: estuve casado dos veces, eso no cuenta, les puse los cuernos como 100 veces a cada una, eso cuenta, luego rollos de una semana he tenido más que tú neuronas, luego los de una noche, y si le sumas las putas....¿1800? Qué es, para una puta estadística?
¿1800? Te lo pregunté porque me pareces el tío más atractivo de los 4, y no pienses cosas raras. Joder, yo estuve casado 14 años y le puse los cuernos 2 veces.
Mira, cruzando la calle hay una Iglesia Baptista, ese es tu sitio, yo pago los cafés.

(II) El cuarteto se va de putas







Selwyn ya no estaba solo, formaba parte de la banda de la intocable chica de las increíbles piernas -llamada Selma- que mientras les daba migajas del plan se preocupaba de que no tuvieran hambre a ningún otro nivel.  Les tenía encerrados en un hotel de 5 estrellas con todos los gastos pagados y donde las voces de los 4 eran órdenes, rodeados de variadas chicas sudamericanas de abundantes pechos, whisky escocés, champagne francés y cocaína 100% colombiana. 375 canales de televisión, blu.ray en cada habitación, jacuzzi, y un sacerdote a su disposición. Sábanas de lino que se cambiaban dos veces al día, piscina privada, y la mejor comida mexicana que hubieran podido soñar.

Había habido conexión instantanea en el cuarteto, de armas y asaltos se hablaba poco, todos asumían que no estaba precisamente limpios, así que preferían hablar de esas lujosas vacaciones tras un golpazo, en un hotel de "todo está permitido", esnifando rayas en el canalillo de una puta mientras otra se la mamaba. Todos habían tenido sus gloriosos tiempos, seguidos por sus años de talego, y ahora en espera de otro gran golpe que la misteriosa Selma les parecía iba a poner en bandeja. Tras dos semanas de confraternización entre culos, alcohol y polvo blanco, parecía que la Dama iba a hacer públicos sus planes.

domingo, 19 de marzo de 2017

PIEL SIN TATUAJES (I) El motelucho en Texas






Selwyn Birchwood se levantó con una resaca de mil pares de cojones. Las resacas le perseguían, pero aquella era muy especial, sabía a veneno de serpiente y en la cabeza se había instalado un nido de aguilas imperiales. Salió de la habitación buscando un baño, una ducha, un retrete o cualquier artefacto sanitario. Pensar en la rubia gorda pintarrajeada de dudoso sexo con la que había pasado la noche le facilitó el vómito, y 10 minutos de ducha y 4 cafés después se sentía el rey del mambo, sólo con sus levi's.

El motel estaba distribuido en forma de U, con el parking en la apertura y los sanitarios en el cierre, habitaciones y cafetería a los lados, unas pocas plantas resecas en el boulevard central.

De repente un Dodge se detuvo delante de la puerta y un par de piernas espectaculares surgió del asiento delantero. Un vestido azul muy corto, un elegante bolso, una inquietante melena morena y un poco más que prometedor escote enmudecieron a los tiznados chiquillos que siempre deambulaban por el parking. Nadie sabía lo que la propietaria de las piernas buscaba en aquel lugar de tercera categoria hasta que se paró delante de Selwyn y le dijo: "bájate los pantalones, creo que te busco a tí". "Ven conmigo". Espera, joder, mis cosas, mis documentos..."Nada de eso te va a hacer falta, conseguiremos lo que necesitemos" ¡¡¡Mis Timberland de 350 pavos, sin ellas no doy un paso!!!! "Vale", dijeron las piernas.

Algún tiempo después Selwyn averiguó porqué la morenaza le había elegido a él, el que completaba el cuarteto, pero las siguientes dos semanas fueron el sueño de un depravado.

sábado, 18 de marzo de 2017

Las bicicletas son para el verano (no para los malditos)






Quizás os había contado por aquí que entre lo que había adelgazado y que se acercaba la primavera, había decidido recuperar mi deporte favorito, el ciclismo, de hecho el único deporte que me gusta. Ya estaba mi bici en el taller y me la entregaron el miércoles.
Pero un inconveniente ha surgido: las mismas pastillas que aseguran mi estabilidad mental destruyen mi estabilidad fisica,y no menos de 20 leñazos me he cascado en dos días.

Como siempre hay un plan B, del "Bici sí, Fotografía también" pasamos al "Autobús sí, Fotografía también"

Ya tengo un plan para muchas tardes: coger el bus hasta o Vao, ir andando hasta Sanil, fotografiar lo que mi creatividad me de a entender, y volver hasta O Vao andando.



viernes, 17 de marzo de 2017

Reflexión a la luz de la luna, número 1

Uno piensa mucho, supongo que sino no llevaría un blog. Me planteo esto del blog como el programa de radio que también hice: tú emites, y extraños, preferiblemente de noche, reciben.

Esta reflexión viene al "Nadie es perfecto" que con superioridad y condesdendencia te emite alguna figura, generalmente de autoridad, en circunstancias preferiblemente trágicas. Sé de sobras que nadie es perfecto, sin necesidad de que vengas a recalcarmelo tú, robafotos.


Démosle la vuelta a la oración: me encantaría encontrarme contigo a calzón bajado, en unos urinarios públicos, con una 38 en mi mano, y repetirte lo de "nadie es perfecto". 38 de imitación, vale, para los pacifistas.

Con voz de Bruce Willis en "La jungla de cristal" quedaría genial.

martes, 14 de marzo de 2017

El blues de la aldea abandonada






Tengo la suerte de vivir sin canales de televisión, sólo veo DVDs y Blu-rays de mi elección. Pero hoy me comentaba un colega que en un tal "salvados" hicieron un reportaje sobre los 3500 pueblos abandonados y sub-desérticos de España. Para llorar.

En tiempos de pre-crisis (como suena, verdad?, saber que en 2007 hubo un cataclismo del que nunca saldremos) estuvo de moda en Galicia rehabilitar aldeas enteras para los eco-yuppies del reiki, la gemoterapia y los mandalas. No sé en que acabaría la cosa, pero les auguro a esas aldeas una segunda vejez peor aún que la primera.

Yo me veo en mi senilidad rodeado de cabras, castaños, plantaciones de quinua y legumbres, hortalizas y lechugas, en una aldea abandonada de la galicia rural, con Jimmy Thackery sonando a todo trapo y yo bailando en pelotas y barbudo entre las varas de guisante. Un digno final misántropo y blusero.



domingo, 5 de marzo de 2017

A mal tiempo, buen Blues






"Es que este invierno no llovió, y es normal que venga ahora". Señora, vamos a aclarar un par de cosas, el invierno al cual usted se refiere que no llovió FUE OTOÑO, porque desde medidos de enero el menda recuerda 4 días buenos, y es natural y sano, pero no me vengan con el cuento de "no llovió". Pero claro, para una mentalidad cuyo invierno empieza en octubre, es lo que hay.

El caso es que ante un domingo frío y pringoso -de invierno real- donde las opciones pasan por el lento suicidio en las calles o volver a ver mi colección del agente Jason Bourne, las miasmas que invaden esta casa, desde Luther Allison hasta Big Joe Williams, han venido en mi ayuda. EL BLUES, compañero de mil batallas, eterno amigo de alegrías y tristezas. Hay a quien le entristece, a mí me llena de alegría, debe ser que me identifico a la perfección con estos bluesmen -blancos o negros- que tanto han sufrido. Y esta identificación alivia mi soledad.

El ejemplo perfecto es Robert Pete Williams, cuya voz revela que ha conocido el infierno, como otros, después, también hemos hecho.

jueves, 2 de marzo de 2017

Zona de conflicto



Yo me crié en una zona de conflicto: la Euskal-Herria de la década de 1980. Ocupación policial española o guerra civil, nunca el viejo mantra de ETA son mu mu malos y la policía va a salvar a los vascos buenos (mientras hacen un dinerillo con jaco,costo y tabaco de contrabando, eso sí, que se lo han ganao)

Pero no vengo a hablar de aquel viejo conflicto salvo para situar al despistado -que ya me crié en uno. Hoy vengo a hablar del nuevo conflicto, que en mi opinión no son tanto el interminable cinturón de guerras y refugiados (terrible y abominable) ni la próxima locura que se le pueda ocurrir a Trump (tener a un psicópata malnacido como presidente del mundo tiene lo suyo). No, el conflicto está en casa y son los trabajadores y trabajadoras que cobran 400 euros al mes con contratos de mierda y que ya pertenecen a las bolsas de pobreza quienes son víctimas de conflicto. Son los sindicatos y partidos políticos (TODOS SIN EXCLUSIÓN) quienes, al menos, son cómplices de los responsables del conflicto, son abogados y jueces los que miran para otra parte, son medios de comunicación los que nos intoxican con fútbol y cotilleos del corazón y YA NO SABEMOS quien es el dueño de la bota que nos pisa, porque uno no sabe si mirar a Bankia, a Inditex, a Apple, a Bildelbergh o esperar a que Iker Jimenez nos lo explique.

¿Os acordais de los mileuristas? Joder, yo soy mileurista!!!! y vivo como un potentado, puedo pagar todas las facturas, comer sanamente, comprarme ropa, algún disco, alguna peli, algún libro, e incluso ahorrar....Cuando a mis conocidos veinteañeros les cuento mi situación, les hablo de que en los 1990-2006 no había miedo -sólo un miedo lógico- a perder el trabajo...no me creen, no entra en su cabeza, es como si les hablara de vida en Júpiter.

Ya poniéndome estupendo, y aprovechando lo reciente del aniversario del 23-F, gran parte de esta situación se la debemos a la herencia del difuntísimo Francisco Franco, cuyo golpe de estado dejó un país desierto de artistas y científicos, y no, Almodovar no es Picasso, Buñuel, Machado, Lorca, Miguel Hernández, Salinas... Y nuestros mejores científicos siguen en el extranjero. Y el modelo económico sigue siendo el ladrillo y el turismo, cuando cualquiera sabe que la riqueza está en el I+D+i y en la Industria. ¿Transición? Mismas caras y mismo sistema económico, un exitazo, claro, el único objetivo era que vascos y catalanes no tocaran demasiado los cojones, y ni eso consiguieron.

Motivos para luchar los hay, pero de esta generación de porreros internautas ya hablé en otra columna, y puedo comprender que están demasiado jodidos buscando trabajo, pero alguien les tiene que decir que su alcohol y sus drogas sólo le hacen el juego al sistema, y no seré yo, me juego un ingreso psiquiatrico de por vida sin permisos ni visitas.


miércoles, 1 de marzo de 2017

El piano




De un tiempo a esta parte, el silencio del filmógrafo sólo se ve roto por pianistas de jazz. No os freiré a nombres, son todos los que están, y además Cecil Taylor.

Con quien mejor conecto, a quien considero "my brother", es el controvertido y genial Bud Powell, de quien os ofrecía el vídeo. Mi hermano por su enfermedad mental, mi hermano por sus recurrentes visitas a psiquiátricos (la reciente mía ha sido la última, lo sé) y sobre todo porque donde, en sus interpretaciones, muchos se topan con un muro de incomprensión y rechazo, yo sólo observo belleza y lógica aplastantes. Por supuesto es en trío donde mejor se le degusta, y cofres ofreciendo 8 LPs originales a precios ridículos los tenéis a mansalva. No todo lo que grabó es bueno, era un hombre de muy mala salud, pero lo mejor que grabó jamás será superado por nadie. Así son los genios.

sábado, 25 de febrero de 2017

Ojalá pudiera embotellar todo lo que siento

para destilar lo maravilloso que es cada momento de vida. Hoy han caído dos buenas películas (El náufrago y El vuelo), dos buenos discos de Red Garland (Alone with the blues y Rojo), unos pequeños paseítos, unas charlas con mi  madre...Ayer dormí con la luz encendida sin enterarme, había visto anochecer desde el puerto, del cual subí en el autobus en el juego de las miradas con una chica un poco más joven que yo, guapa, delgada, y de buenos pechos y dulce olor. No anda uno para compromisos, pero si para disfrutar de no estar dormido: os habéis fijado que en los sueños no huele?

miércoles, 22 de febrero de 2017

¿Qué hizo después el Capitán Willard?

Después de matar a Kurtz? Tras dos días de terapia intensiva he matado metafóricamente a a. y de repente me sobran 10 horas diarias, 10 horas que dedicaba a sufrir el tormento, las secuelas de su maltrato. La fotografía, recuperar esa vieja afición, es una opción evidente, el desembolso en una Canon EOS 1200D  ya lo hice hace unos meses ¿anticipando este momento? y las tarjetas de memoria son 4 perras. La bicicleta, tras una necesaria puesta a punto, es otra opción, ambas combinables, más con buen tiempo.

La verdad es que he estado un poco desconcertado, no sabía qué me pasaba, incluso pensaba que estaba deprimido, hasta que de repente, zas!!!, me doy cuenta: ya no sufro por esa puta!!!! Todo el daño que me hizo parece haber ocurrido hace mil años, puedo volver a amar!!!!

Ahora a reorganizar mi vida sin dolor en el corazón y con todo el tiempo libre del mundo. Esto es una sorpresa, que, qué carajo, ya me merecía!!!!

lunes, 20 de febrero de 2017

Jamás había visto a un hombre tan roto, tan destrozado




"He visto horrores, horrores que Vd. ha visto, pero no tiene derecho a llamarme asesino, tiene derecho a matarme, tiene derecho a hacerlo, pero no tiene ningún derecho a juzgarme. No creo que existan palabras para describir todo lo que significa a aquellos que no saben que es el horror...el horrror....el horror tiene rostro"

Coronel Kurtz

"Apocalyse Now"

PS: He visto horrores, que quizás no habéis visto, que ahora me tienen prostrado en espera de la próxima película que me guste, y cuando se acaben me arrojaré a la vía del tren. Como el Capitan Kutz, la propia ciudad desea mi muerte.





martes, 7 de febrero de 2017

La quinta Dimensión





La quinta dimensión es el Amor, a mí me lo han robado, a tí? Me lo han robado porque nunca podré volver a tener el valor de sentirlo, porque un beso en la pantalla me parece una dimensión ajena a mi humanidad actual. Porque mi ex-pareja y la que yo creía mi amiga confabulaban a mis espaldas para destruirme. Eso es Matrix.

Cuatro años mutilando tu quinta dimensión, tentáculo a tentáculo, brazo a brazo, hasta no dejar ni muñones, para luego arrojarte al infierno del psiquiátrico como si allí hubiera cura para el alma.

Ha sobrevivido tu carne y tu mente, pero no tu espíritu. Has adelgazado y estás lúcido, pero frío, en el lugar del corazón hay una extraña maquinaria helada que no sirve para nada. Un Robot. Una Inteligencia Humana Desprovista de Sentimientos camina por Vigo. Es peligrosa.




domingo, 5 de febrero de 2017

Semanas de lluvia y esta generación




Ya no recuerdo cuándo empezó a llover, esto empieza a parecerse a "Cien años de soledad", pronto nos saldrán rabos de tritón, como en tu aldea, verdad, amigo Pipas?
Ayer aún había excusas: a la farmacia a ver qué medicaciones me habían salido, a por tabaco, a la compra para mis amorosos gatitos, a la compra para mí, cafecito en buena compañía no Recuncho....
Hoy no, hoy es otro horroroso domingo de invierno binario. A) salir a mojarte como un estupido porque sí. B) Encerrarte en casa a ver pelis de Harry Potter. Menos mal que siempre hay un alma caritativa y mi madre me ha invitado a comer un arrocito a su casa para ahorrarme la sobredosis de varitas mágicas. Y para tener una excusa para salir.

No llovía en serio desde Mayo,y han llegado de golpe las ciclogénesis. Uno, en su condición de urbanita mariñeiro, ignora la forma de la planta del pimiento, pero intuye que esto, como la pertinaz sequía anterior, muy bueno para las cosechas no ha se ser.

Creo que es sobrepasado el tiempo de los chistes del primo de Rajoy, de firmar por el Ártico y de afiliarse a Greenpeace. Lo triste es que uno ya tiene 50 años y un diagnóstico que al menor jaleo en que me metiera me podrían recluir casi de por vida en un sanatorio mental. Pero eso es estrictamente personal, LO VERDADERAMENTE TRISTE es esta generación de adolescentes que con tener para sus porritos y su botellón, su móvil con todas las redes sociales, están tan alienados que no piensan en nada más. En los 80 dábamos la cara cada día en la calle, nuestros amigos y hermanos mayores tenían a la policía acojonada en los Astilleros de Euskadi, Galicia, Cádiz...¿Y ahora? El planeta se derrumba, lo ven en TV y en internet todos los días, y su única preocupación es encontrar el "super" con el whisky más barato. El tupé bien marcado, frases ingeniosas en tuister, y Sergio Ramos como referente cultural. No, no son rabietas de viejo, nosotros NO eramos tan idiotas y conformistas. Algo les ha pasado, alguien tiene que despertarlos, y yo sólo sé conjeturar.


miércoles, 25 de enero de 2017

The Dark Knight - La triogía de Batman de Cristopher Nolan





Languidecía la franquicia entre razones por todos conocidas, y surgió el caballero andante con un irrefrenable proyecto que ni Michel Caine se quiso perder. Batman es Bale, BATMAN ES NOLAN, el mayordomo de Bruce Wayne es Michael Caine, el imaginario colectivo ya lo ha aceptado  y nunca podrá venir nadie a destruir este mito.Sólo por habernos devuelto a nuestro super-héroe favorito, Nolan se merece un lugar de honor en la historia del cine. Tras el visionado repetido de estas tres películas uno se siente tan feliz como si Scorsese su hubiera hecho cargo del trabajo. No hay cinéfilo "serio" bajo el sol que me vaya a convencer de que esto no son obras maestras. Las historias son brillantes, están magistralmente contadas, y durante más de dos horas te transportan y no existe en el mundo nadie más que "El caballero oscuro". Perfección técnica y sentimiento. Aventuras grandiosas e imaginativas. Cuando yo era niño a eso le llamábamos CINE. Clásicos.




martes, 17 de enero de 2017

CInefilia








Aprovechando estas cortitas tardes de invierno me estoy metiendo dos peliculas diarias de mi colección de blu-rays, en previsión de que un maldito felino me vuelva a estropear la pantalla ;). No esperéis eso que pretenciosamente llaman "calidad", cinematograficamente no tuve tutores y me crié
en los 80, o sea que sigo pensando que "Regreso al Futuro" es la mejor trilogía de todos los tiempos.

Dicho lo cual, os podéis imaginar que la trilogía del "Caballero Oscuro" de Nolan roza para mí la perfección, la doble trilogía "El Hobbit/El Señor de los Anillos" justifica por si sola la existencia del cine, y sin embargo "Star Wars" es desde hace tiempo un dinosaurio sin cabeza, lo que me produce una gran pena: el Episodio VII ya es vomitivo.

"La jungla de cristal" es una gran colección lastrada por un primer capítulo de 10 absoluto.

"Alien", en contra de lo previsto, supo en mi opinión mantener el tipo.

Y a la espera de ver las dos precuelas/secuelas, confesaré mi debilidad por "terminator"

Como veis pierdo el culo por una buena trilogía o-más-allá, escesivo que es uno

PD: "Madagascar" y "Ice Age", gloriosas.

miércoles, 4 de enero de 2017

Atravesando el dolor






Cuando te dicen que tienes un Trastorno Límite de la Personalidad y sabes que no lo tienes, cuando pugnan por convencerte de que lo tienes, cuando es tu propia pareja la que atribuye todos los males de la relación a ese supuesto trastorno tuyo...eso es el infierno en la tierra, muchachos.

Sacaste fuerzas, pese a estar enamorado pudiste decir Adiós Para Siempre, pero te han quedado unas profundas llagas. Sí, madrugas, disfrutas de tu café, escuchas al gran Sonny Clark, paseas hasta el puerto, te cuidas, comes sano, te estás poniendo de un guapetón subido, disfrutas de esas pelis especialmente recomendadas para la infancia que ella odiaba, planeas el transiberiano, ahorras...Pero el miedo ha anidado en tu corazón. Un tío inteligente, culto, valiente, respetuoso, generoso, bien vestido, grande y fuerte...y de repente resulta que te acompleja la longitud de tus uñas, porque ella te convenció de eso. Porque ella, después de 15 días sin verte, en vez de decirte "Echaba de menos tus abrazos de oso", te decía "a ver esas uñas!". Pero tú ni mención a "son las 9 y ya estás borracha".

Y ahora yendo a terapia para que te enseñen a ver de nuevo tus virtudes y no sólo tus defectos, para a los 50 empezar a valorarte otra vez, por culpa de una desgraciada, amargada y alcohólica, que te cogió como "punching-ball".

martes, 27 de diciembre de 2016

La preciosa y buscada soledad del invierno



Son días fríos, mi termómetro quizás no sea muy de fiar pero no ha levantado de los tres grados. Luce un sol maravilloso y el agua del mar invita a navegar.

Son días de piano de jazz, ayer un amigo me hizo reescuchar a Bud Powell por la vía de -con total justicia- utilizarlo para denigrar a Dave Brubeck. Ahora suena Bill Evans, el más importante músico blanco de la época dorada (ahora vivimos una segunda época dorada, por si alguien no se ha dado cuenta), y es que las blancas y negras, las 4 gruesas cuerdas de un contrabajo y una pequeña batería tienen un poder evocador como muy pocas cosas bajo el cielo.

Soledad buscada, música y libros, uno ya ha llegado a la edad de la misoginia más absoluta. Durante años pensé que la única forma que tenía una pareja de arruinarte la auoestima era la infidelidad, algo hasta cierto punto comprensible y perdonable. Mi última horrorosa experiencia me ha enseñado que hay otras formas: la crítica mordaz, la desvalorización, el maltrato psicológico, la ausencia absoluta de aceptación. Hasta que llega un momento en que ves a tu novia como a Gollum y el terror te dice "It's time to move on, time to get goin', under my feet, baby, grass is growin'".

Y por si acaso, si por estadística la vida te da 30 años más, ya no va a haber mujer que te arruine ni un mes. Libertad y felicidad, que ya bastante has sufrido.

sábado, 17 de diciembre de 2016

Un viejo riega flores, de tumbas de gente que nunca conoció




y si tú no te escondes, te cuenta batallas en las que él no luchó

En verdad que ha sido una MANIOBRA DE RESURERRECCIÓN, ni siquiera los propios 091, ni siquiera el propio Lapido, puede imaginar cuánto. No los he llegado a ver, tampoco hubiera podido, casi todo el año año ingresado en psiquiatría.

Una mujer que me daba la carne cruda, como me gustaba
me dio a beber el trago más amargo
al borde del abismo
Desde entonces me pregunto
¿Qué fue del Siglo XX?
He aprendido que en los laberintos nadie encuentra lo que gusta
Y que el deseo y el fuego, en la confusión, siempre guardan cartas
en la manga.

Triplicado: sus cintas a la basura, sus LPs vendidos a buen precio,y sus CDs aguardando la ocasión en que el dragón se congelara, los malvados huyeran, y canciones como "Esta Noche" o "El Sur" se tornaran de dolor mortal en dulce melancolía.

Nerea, he aprendido a amar, 20 años después. He bajado hasta el infierno, y vengo preparado para amarte

"Me encontré diciendo Adiós, Hasta Siempre trsteza!"

He sobrevivido, y soy más fuerte y listo que nunca.

viernes, 16 de diciembre de 2016

De Finisterre a Finisterre







Locura: uno andaba cavilando en hacerse el transiberiano, pero, y si?...Y si se va en tren de Vigo a Vladivostok? de extremo Noroeste a extremo Noreste de Eurasia? Suena a aventura, y en realidad, ES una aventura. Pero ahora que la salud responde, de tren en albergue, antes del 2020 lo veo factible.

A la altura de Palencia, amable y dicharachera jovencita que se te sienta al lado y "hacia donde vas; yo voy a Vitoria a ver a mi novio". Pues bueno...yo voy un poco más lejos. "A San Sebastián? Dicen que es precioso".  Bueno, no, voy a Rusia, a Vladivostok (ahí, arriesgando el sexto ingreso). "Estás de coña". No, lo tengo todo planificado, es un viaje de tres o 4 meses, dependiendo de si me aventuro por Escandinavia.

Llegamos a Vitoria y corre a besar a su novio, bendita juventud,,,

jueves, 15 de diciembre de 2016

El túnel del amor




Me apetecía una vez más lucir mi pedantería musical escribiendo una reseña del que -probablemente no esperabais- es uno de mis discos favoritos. Salvo ocasiones muy burras, simplonas y patateras, no soy un gran aficionado a la faceta rockera de ese al que pretenciosamente sus fans llaman "el jefe". Me parece un Elvis barriobajero, cafre, desclasado y descerebrado. Sin embargo, en su lado lentorro se transforma y se revela como un maestro. Ay si se dedicara sólo a esto..... Cuando pretende ponerse cañero es como si los Tindersticks intentaran hacer grind-core.

A lo que vamos, una obra sólo superada por el totémico "Nebraska", que conceptualmente gira alrededor del amor y musicalmente de los teclados, Bruce nos la abre con una bromita acústica que por un momento nos hace pensar en "Statetrooper", pero cuando entran los poderosos y melancólicos acordes de "Tougher than the rest" algo indica que vienen curvas, que hay que prestar atención. Estamos ante una pieza musical en la que todas las canciones son de sobresaliente, y al menos 4 "Tougher than the rest", "Cautious man", "Tunnel of  Love" y "Brilliant disguise", de sobradísima matrícula de honor. A un hombre que termina su carrera con Nebraska y hace una tesis doctoral como esta se le perdonan todos sus deslices, que por desgracia son abundantísimos. Alguien estará rumiando que soy un tonto del bote, pero que queréis, si ya "The River" y "Born in the USA" me parecen mediocres, no me hagáis hablar de todo lo que vino después.

viernes, 9 de diciembre de 2016

Redemption song



Como el rollo de los pelochurros nunca ne ha tirado lo más mínimo, y el asunto jarcoreta bastante más, como esta versión en concreto me trae recuerdos de un viejo amigo que tanto Hard-Core me descubrió, y no la bostezona del marley, la he decidido incluir para ilutrar mi particular redención.

Una redención que comenzó químicamente, cuando a raíz del último ingreso me prescribieron Topamax y Sinogan.
Que continuó personalmente, cuando decidí dar el portazo a la alcohólica que había arruinado mis últimos 4 años.
Que prosiguió cinematográficamante, con las trilogías de "El Hobbit" y "EL Señor de los anillos", de donde recuperé la importancia del concepto de "viaje".
Que llegó al concepto puro de "redención" cuando descubrí que Nerea y yo no teníamos nada que perdonarmos, y que siempre la amaría.
Que se ha confirmado al recuperar a viejas amistades, a esas de toda la vida, y descubrir el engaño y la falsedad, el interés que traslucían los ojos de algunas recientes que yo consideraba sinceras.

Espero que la vida aún nos dé tiempo a Nerea y a mi de un largo y prolongado beso y un "te quiero" mirándonos a los ojos a la luz de la luna llena,

jueves, 8 de diciembre de 2016

Vivir lo nuevo, vivirlo de nuevo





Ayer hablaba con un  amigo, así de mi edad, también al borde de la cincuentena, de lo mucho que nos han cambiado los últimos 30 años. Y no, no me refiero a calvicies y panzas, sino al sentido de la curiosidad. Con 20 necesitas absorber, formarte, nuevas experiencias, nunca habrá disco mejor en la historia del Rock que ese "Liquidizer" de Jesus Jones que te grabó tu amigo con 21 años. Eras una esponja, cada día 3 nuevos discos, dos nuevas pelis, un nuevo libro...y nada hacía pensar que eso fuera a cambiar. Pero cambió.

Hoy la curiosidad se dirige en sentido inverso, a redescubrir matices en obras trilladas, como esta tarde: varios discos de la ELO y, de nuevo, en papel "la compañía del anillo". Hay todavía algunos libros y discos esperando a darte la sorpresa, pero lo que te apetece es refugiarte en los valores seguros, las aventuras ya se corrieron de joven.

Lo mismo con las amistades, seguro que hay mucha gente interesante y maravillosa por conocer, pero donde esté el calor de un viejo amigo....

No es malo ni bueno, es ley de vida, algo contra lo que no merece la pena luchar.

domingo, 4 de diciembre de 2016

Aún recuerdo aquellos tiempos...





...sí, aquellos gloriosos y lejanos tiempos en los que Amazon España era una entelequia e internet en casa otra. 

Yo era un potentado, disponía de una conexión tremenda en el trabajo, de un sueldazo y una Visa Oro. Y aún no me planteaba si con muchos CDs era más feliz que con 50 cintas grabadas y 15 LPs. 

Aún recuerdo aquellas cajas...sí, aquellas cajas de Dylan, Petty, Miles, Trane, Elvis...que un hiper-conectado "yo" cazaba al vuelo y mis amigos desempolvaban con mimo mientras mojaban los pantalones y mientras yo, con fingido aire de indiferencia (realmente con los nervios pelados) esperaba el siguiente mail de "columbia". 

Eran tiempos en los que aún epatabas cuando decías que "perlas ensangrentadas" era "born to run", pero, nostalgia aparte, hoy puedo alternar a Ahmad Jamal con Testament...y eso tampoco está mal...

viernes, 2 de diciembre de 2016

Los diálogos de la doble trilogía



Llevaba cerca de 5 semanas sin salir de casa. Estaba de baja por unas teóricas rotura de ligamentos y hernia discal, su primo médico entregaba los partes de baja.

24 horas al día encerrado, 6 de dormir, 18 de mirar la pantalla del televisor, obsesívamente las trilogías de "El Hobbit" y "El Señor de los Anillos". Comía pizzas frías que su primo compraba en el "Dia" de la esquina, no se duchaba, no se afeitaba y ni siquiera se lavaba los dientes.

Para la tercera semana ya se sabía todas las escenas, en la cuarta todos los encuadres, en la sexta murió al intentar tatuarse a lo vivo con un cuchilllo:

Una enfermedad había comenzado a desencadenarse en él, era una enfermedad de la mente, y donde prospera la enfermedad, se desencadenan los infortunios” 


sábado, 26 de noviembre de 2016

Todo empezó con un viaje







No me refiero a un viaje físico ni a un viaje de drogas, sino a un viaje de amor y sexo. Corría 1995 y David era un atractivo joven de 28 años recién llegado del Canadá, un futuro Doctor en Ciencias Físicas (le quedaba poco más de un año para acabar la tesis) al que se auguraba un brillantísimo futuro. Y las mujeres se lo rifaban. Con una radiante autoconfianza hacia el sexo femenino, no exenta de inseguridad, iba conquista tras conquista. Se había adelantado años a la moda del pelo rapado al cero y la perilla y era la "rara avis" objeto de cacería. Guapo mozo siempre fue, todo hay que decirlo, alto, apuesto, y de bellas facciones muy masculinas. Pero con un punto de dejadez que le hacía más atractivo que guapo, o sea, la perdición!!! 

Pero sólo había dos en su vida, las dos  le amaban y a las dos amaba, a una con más sexo, a la otra con más ternura. Y ninguna vivía en su ciudad, una a 200 km, la otra a 800. Fue un año de intensidad de cometa, quemó sus alas y las de cien arcángeles más, vivió mil vidas, mil reencarnaciones en unos meses... sexo, amor, alcohol, trabajo y rock'n'rroll, como siempre el r'n'r. A las dos perdió y dopado acabó la tesis. 

Casi 22 años más tarde, tras atravesar un infernal viaje de médicos, medicinas y hospitales, ha descubierto que simplemente aquel de 1995 fue un viaje del que no se puede volver, que no está enfermo, que sólo se hizo viejo. Varios viajes de varias vidas en un año te cambian para siempre - si consigues sobrevivir.

Quizás la cincuentena sea la redención de David. ÉL sueña con países fríos, aún tiene que aliviar el calor de su entrepierna.

A B. y N.

viernes, 25 de noviembre de 2016

... y un disco en directo de los Grateful Dead




La vida es simple, muy muy simple, y la hacemos tan extremadamente compleja que es para echarse a llorar. Cada quien tiene su definición de felicidad, cada quien tiene algún disco, yo tengo 10 directos de The Dead, y otros 12 en el móvil descargados legalmente de Spotify. Cualquiera que me conozca un poquito sabe que acertar con un regalo es regalarme alguno de los cientos de directos de GD legales que circulan por ahí.

Mi definición de felicidad:

Una taza
Un zippo
(el café y el tabaco se dan por supuestos)

... y un disco en directo de los Grateful Dead

Buenas noches...y buena suerte.

jueves, 24 de noviembre de 2016

Galicia-Siberia connection (Negu Gorriak azken kontzertua)





Pues por aquí estrenando la ropa que había comprado para el aplazado viaje a Moscú, y no es coña, temporalazo de lluvia y frío, así que botas, forro polar y chubasquero de gore-tex, mola!!!! 


Pero ahora en serio, bastante depre la verdad, no remonto, no remonto, y no sé si remontaré alguna vez, llevo ya 20 años enfermo, desde que Nerea Urbieta me partió el corazón vez tras vez, cuernos tras cuernos, y luego Begoña, y Piluca....y no veo horizonte, intuyo un final cercano, no espero ver un próximo verano, al menos no aquí en Vigo, sólo veo un viaje, quizás el viaje final a través del lago Estigia, quizás un viaje real que me lleve hacia la muerte por congelación en mi soñada Escandinavia, o puede que renuncie a la pensión, haga los dos cursos necesarios, y me embarque en la mercante, a morir en África de fiebres tropicales. Pero no, no veo otro verano en Vigo, ni en ningún lugar de España, ni rodeado de caras conocidas, este es mi último invierno aquí, Negu Gorriak Azken Kontzertua.