domingo, 17 de marzo de 2013

Te deseo un beso.

Te deseo un beso, un beso de amor, uno de los que quizás yo no supe darte
nunca
Te deseo un beso ávido, calido y profundo, pasional y a la vez etereo, un beso
como los que nunca te dí yo
Deseo seas besada con profundidad y caliente aliento, con sabor a salitre y ternura
sustancias ajenas a mí
Te imagino siendo besada por el ser más viril de este mundo, el hombre de verdad
que no fuí yo
Su pecho y tu pecho se rozan, tus pezones se yerguen cual astas de toro, y disfrutas
de lo que yo no té dí
Y de repente te veo en la calle, de la mano de una mujer, y os dais un profundo beso
Ahí estuvo el secreto.

5 comentarios:

  1. Lo cual te da la tranquilidad de que no fue culpa de uno y de que ella al fin es feliz.

    Me ha pasado una cosa leyéndote. He pensado en esos pezones erguidos como astas de toro y no he podido evitar imaginarme a la tía abriendo al tío en canal con ellos. Visualiza la imagen, es bestial!

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja!!! Tienes una imaginación demoníaca, Mister.

    ResponderEliminar
  3. Después del narrador no hubo nada que hacer: ella tuvo que buscar el consuelo en el otro género. Un bálsamo para la autoestima.

    ResponderEliminar
  4. He tenido relación con 2 chicas bisexuales, y el conflicto interno que tienen es tremendo.

    ResponderEliminar

Gracias por colaborar a que esto mejore :-) Sois tod@s muy bien recibid@s. SALUD!!